CAPSULA PROBICI No. 6

"Los estragos que causa la contaminación"

 

No hay más sordo que el que no quiere oír.

Refrán popular

 

¿Sabia usted que un automóvil genera del 20 al 25% de los bióxidos de carbono que se acumulan en la estratosfera y que incrementan el efecto invernadero y el calentamiento progresivo del planeta, provocando así sequías e inundaciones?

Los contaminantes al elevarse a la atmósfera y combinarse con la humedad provocan la lluvia ácida, generando daños severos en los bosques, acidizando lagos y suelos, dañando la vida silvestre y deteriorando edificios.

Es increíble que en la ciudad de México todavía haya más de 20 millones de personas "vivas", a pesar de que los humanos somos especialmente vulnerables a la contaminación del aire. Los efectos son peculiarmente visibles en personas enfermas del sistema respiratorio, siendo los más vulnerables los ancianos, los niños y los asmáticos.

Se estima que la contaminación generada por los automóviles, es culpable de más de 20 mil muertes anuales en Francia, Suiza y Australia, ¡imagínese cuántas serán en la ciudad de México!, siendo esta la ciudad más contaminada del mundo.

En Probici nuestra intención no es eliminar el uso del automóvil, pero si animar a la población a que utilice la bicicleta como medio de transporte alterno, convenciendo a las autoridades y a los ciudadanos de crear espacios para que aquellos que desean transportarse en bicicleta lo puedan hacer de una manera segura. Sabemos que con acciones como estas lograríamos aminorar la gran cantidad de contaminantes que tanto dañan a nuestros hijos. Vale la pena buscar un mejor futuro ¿no cree usted?